Altamira de Cáceres :: Estado Barinas

Compartir

Altamira de Cáceres | Ciudad primigenia del Estado Barinas


Iglesia de Altamira de Cáceres
Iglesia de Altamira de Cáceres

Altamira de Cáceres fue fundada el 30 de junio de 1577 por el capitán Juan Andrés Varela bajo mandato del gobernador Francisco Cáceres. 

Y si bien pertenece al Estado Barinas, Altamira de Cáceres es un pueblo que conserva cierto aire andino tanto en la arquitectura como en sus tradiciones, y ha sabido mantener gran parte de su aspecto colonial. Aquí, el tiempo pareciera haberse detenido cuando contemplamos las viejas casonas de gruesas paredes con altos ventanales y portones, amplios patios internos y techos de caña brava y tejas, o el empedrado de algunas de sus pocas calles.

Altamira de Cáceres está enclavada en el piedemonte andino, a unos 20 minutos de la población de Barinitas, por la vía de Santo Domingo, y a una altura de 900 metros sobre el nivel del mar. Muy cerca de ella está la población de Calderas, un importante centro de producción agrícola con amplios cultivos cafetaleros.

Para algunos, Altamira de Cáceres es el sitio ideal para pasar unos días de silencio y descanso total, disfrutando la brisa fresca que baja de las montañas y llenándose los sentidos con el verdor circundante. Otros, por el contrario, llegan buscando actividades un poco más intensas, de aquellas que generan altas descargas de adrenalina en el cuerpo. En efecto, el atractivo turístico fundamental de estas dos poblaciones gira en torno a sus recursos naturales y paisajísticos. Principalmente en cuanto a la posibilidad de realizar actividades al aire libre: observación de aves, trekking o senderismo… Y más recientemente, con la práctica del rafting y del canyoning, actividades que han logrado formar toda una legión de adeptos en el país.



El rafting no es más que la navegación o descenso de ríos turbulentos sobre botes neumáticos con la ayuda de palas o remos. Se práctica en Venezuela desde mediados de los años 80, y desde entonces ha ganado muchísimos seguidores. La mejor época para hacer rafting en el río Santo Domingo, así como en los demás ríos del piedemonte barinés (Acequias, Sinigüís, y Canaguá) es entre mayo y noviembre, durante la temporada de lluvias.

Por su parte, el canyoning o barranquismo, consiste en el descenso de terrenos escarpados a través de los accidentes naturales que tales presentan: grietas, cascadas, cárcavas, cañones… El recorrido, desde luego, viene a ser tan variado como la topografía misma del terreno, pudiendo el participante encontrar en el trayecto áreas rocosas, boscosas y hasta caídas de agua en donde tendrá que descender destrepando, desprendiéndose con la ayuda de cuerdas o saltando hacia pozas profundas para luego nadar y continuar el recorrido. Cabe señalar que, para que la actividad sea considerada como canyoning o barranquismo debe combinar, cuando menos, dos de las siguientes características: verticalidad, encajonamiento del terreno (es decir, que el trayecto discurra por espacios angostos que, por lo general, son las mismas gargantas por donde corren los ríos y quebradas en su descenso de las montañas) y, por último, la presencia de un curso de agua.

Alrededor de Calderas hay muy buenas rutas para la práctica del canyoning. Si desea mayor información puede consultar con la gente de Grados Alta Aventura (www.grados.com.ve), quienes tienen su sede al frente de la Plaza Bolívar de Altamira. Ellos también lo llevarán a hacer kayak y rafting en el río Santo Domingo.

En Altamira de Cáceres hay algunas buenas posadas y sitios para comer, consulte nuestro Directorio de Hoteles, Campamentos y Posadas para mayor información.

Texto y Fotos: Jesús Osilia


¿Cómo llegar?

Para ir a los pueblos de Altamira de Cáceres y Calderas deben tomar la carretera Barinas-Santo Domingo. A unos 15 kilómetros de Barinitas, subiendo por la vía del páramo, verán un camino a la derecha que conduce a este hermoso pueblo. Al principio bajarán unos 5-10 minutos hasta llegar a un puente que cruza el río Santo Domingo. Luego, tendrán que subir otros 5 minutos hasta llegar a la entrada del pueblo. Para ir a Calderas deben seguir conduciendo otros 20 o 30 minutos.

Un paseo por los ríos Acequias y Sinigüis
Compartir